Aterrisaje en Patinaje

Lunes, 29 Septiembre   

a ) Hacia adelante, sobre el patín impulsor, sobre el otro o en ambos, uno en taco y otro en patín, Estos saltos no son considerados como verdaderos saltos y por consiguiente, no son objeto de nuestro estudio, aunque algunos son usados habitualmente, como el medio Lutz Espacata.

b ) Hacia detrás, sobre el pie de despegue o sobre el otro.

5 º Según el giro:

Desde saltos sin giro hasta aquellos de cuatro vueltas (1440°), que parece ser el limite momentáneo.

6 º Según la acción en el aire:

Los saltos también se pueden clasificar de acuerdo con el movimiento del cuerpo, y especialmente el de las piernas.

En un análisis más profundo de los saltos nos damos cuenta de que, entre los saltos con una o más vueltas y aterrizaje sobre un pie, sólo los siguientes son realizables:

a ) Saltos con el giro en sentido del tres o de counter.

b ) Saltos con aterrizaje en un pie hacia detrás.

El aterrizaje hacia detrás sobre un pie es más estable que hacia adelante.

La razón de ser esto así reside en la anatomía del pie.

Por lo demás entre los saltos con una y media, dos o dos vueltas y media hacia adelante, hasta ahora no se ha realizado ninguno en sentido de counter por lo que solo existen los del sentido del tres; Los Axel Paulsen.

Si se considera todo lo dicho y no se incluyen los saltos con aterrizaje hacia adelante sobre dos pies, se obtiene la siguiente tabla de posibles saltos:

La tabla anterior no incluye ningún salto con una o más vueltas en sentido de un bracket o un rocker aunque alguno se haya hecho, como el Wilson, que es un salto en sentido de un bracket con despegue en exterior hacia detrás, un giro y aterrizaje en exterior hacia detrás sobre el otro patín. La mayoría de los saltos mencionados con más vueltas figuran en las listas de saltos; así como algunos saltos abiertos según el criterio y unos pocos saltos con caída hacia adelante sobre dos pies. Sin embargo, el poder creativo del patinador dispone de una vasta reserva de saltos, sobre todo con medio giro. Algunos se ejecutan con éxito y apenas se ven hoy día. Como por ejemplo sirven el medio Lutz abierto y el Lutz abierto sin giro aterrizando sobre un pie hacia detrás.

En un salto correctamente ejecutado el aterrizaje sobre todo hacia detrás ha de ser limpio, claramente sobre un carácter de un solo pie.

Hacerlo sobre los dos pies o caerse tras el contacto con el firme son errores graves. En competición, un salto con uno o más fallos de estos ni siquiera entra en consideración de los jueces, Falta grave es también el no realizar los giros completamente en el aire. Concluir el giro en el firme, o iniciarlo antes del salto son muestras de mala técnica que convierten el salto en defectuoso.